La lujuriosa Lily, se viste con sus mejores prendas íntimas para fornicar con su perro en la cama, es una mujer de cuarenta y tres años que aun es muy ardiente y siente deseo carnal, y por supuesto como cualquier mujer, se quiere ver atractiva y deseada, por lo que se viste sexy con sus pantis negros para encamarse con su amante, pero su amado no es otro que su fiel perro.


La mujer hace una zoofilia total cada vez que se encama con el animal, no puede evitar tomar el papel de querida lujuriosa y hacer perversidades con la mascota, le hace unas chupadas de rabo que se lo deja todo enrojecido, a duras penas el perro puede meter el pito en la vagina de la ardorosa Lily.

happy wheels 2 demo

Comments are closed.